¿Qué es el tratamiento anti ronquidos de Vitaldent?

Uno de los mayores problemas de salud que afecta a millones de personas cada vez que llega la hora de dormir es el de los ronquidos, pero ahora es posible ponerle fin gracias al nuevo tratamiento anti ronquidos de Vitaldent: una férula dental de avance que modifica la posición de las vías aéreas mientras duermes. ¡Roncar será cosa del pasado!

Tratamiento anti ronquidos de Vitaldent

El tratamiento anti ronquidos Vitaldent consiste en una férula de plástico que se pone solo por las noches y que desplaza la mandíbula hacia adelante, permitiendo que el aire pase a través de las vías respiratorias sin problema alguno y que el cuerpo pueda oxigenarse correctamente.

www.evitarroncar.com/wp-content/uploads/2016/02/vitaldent-logotipo.png

Esta sencilla pero efectiva solución es una forma cómoda y no invasiva de atajar el problema. Se pone por las noches y los resultados son evidentes desde el primer uso.

Beneficios del tratamiento anti ronquidos Vitaldent

Dejar de roncar tiene beneficios inmediatos, tanto para el descanso diario como para la salud en general. Al dormir mejor, también descansarás mejor y por lo tanto te resultará más fácil tener un auténtico sueño reparador. Te sentirás menos fatigado y de mejor humor, con lo que también mejorarán tus relaciones sociales e incluso de pareja.

Sin embargo, ten en cuenta que de nada sirve seguir el tratamiento anti ronquidos Vitaldent si no llevas un estilo de vida sano y saludable. Mantener una dieta sana y equilibrada, disminuir el consumo de tabaco y alcohol o corregir tu posición a la hora de dormir son algunas de las buenas costumbres que puedes seguir para reducir los ronquidos a la hora de dormir.

Precio del tratamiento anti ronquidos Vitaldent

El precio del tratamiento antironquidos de Vitaldent es de 672 euros, a pagar en cuotas de 28 euros al mes durante 24 meses. En esta comparativa puedes encontrar otros tratamientos anti ronquidos alternativos a precios más asequibles.

Cómo dejar de roncar, guía de consejos prácticos

A la hora de empezar a preguntarse cómo dejar de roncar, existen muchas listas de consejos que nos ayudarán. Son listas que nos dan unos pasos a seguir aunque no se adentran en ninguno específico. Se limitan a dar consejos sobre cómo dormir o respirar mejor, cuidar la alimentación o realizar algunos ejercicios. Estas listas son muy efectivas para aquellos que empezamos a ser conscientes de nuestra problemática. Estas listas son útiles para saber qué pasos tomar y luego ahondar en ellos.

Dormir-Mejor

Fuente imagen

El origen de los ronquidos

Antes de dar paso a la guía de consejos para dejar de roncar, hemos de incidir en la realidad de los ronquidos. Y es que como hemos mencionado en otros post, los ronquidos tienen su origen en la cavidad bucal y se producen por la relajación de los músculos y tejidos tanto del paladar como de la lengua.

Es por ello que todos los consejos para dejar de roncar van encaminados a evitar o retrasar esta caída. Ante esta realidad, el factor edad es de gran importancia ya que a medida que pasan los años, estos músculos van perdiendo tanto tonificación como elasticidad. Es por ello que la gran parte de estos consejos buscan aumentar la tensión en estos tejidos para que no caigan, obstaculizando de esta manera el libre tránsito del aire.

Hay que mencionar también que ciertos ronquidos aparecen por desviaciones en las fosas nasales o ciertas malformaciones. Ante estos problemas y una vez diagnosticados, los especialistas siempre suelen recomendar la internvención quirúrgica. Sin embargo, estos problemas suelen ser minoritarios y se detectan relativamente rápido ya que los ronquidos se hacen patentes desde edades muy tempranas.

Guía rápida de consejos para dejar de roncar

A continuación vamos a recopilar algunos de los consejos para dejar de roncar más populares y efectivos que circulan por la red:

  1. El ejercicio como hábito: Este consejo es un típico no solo en los consejos para dejar de roncar, sino en todas las listas para tener una vida más sana. Los ronquidos aparecen en la mayoría de los casos por una vida sedentaria, y para eso solo hay un remedio: Moverse.

  2. El tabaco queda prohibido. Este consejo tampoco es exclusivo de las listas para dejar de roncar; pero es que el tabaco, entre otros males, provoca una contaminación, sequedad y caída de los tejidos bucales más pronunciada y rápida. De la misma manera actúa como relajante y provoca una mayor caída durante las noches y los consiguientes ronquidos.

  3. El alcohol, mejor por el día. El alcohol nunca es beneficioso para la salud, pero respetando unos límites tampoco es que se considere algo extremadamente perjudicial. Sin embargo para dejar de roncar siempre hay que tener en cuenta que el alcohol funciona como relajante y si se consume por las noches potencia los ronquidos. En resumen, mejor agua pero si quieres tomar una cerveza o copa de vino, mejor durante el día.

  4. Come sano, descansa mejor: Gran parte de los ronquidos son potenciados por situaciones de sobrepeso. Las dietas que abusan de la grasa , especialmente por la noche, son muy negativas para los ronquidos. Por ello todos los especialistas recomiendan una dieta equilibrada para dejar de roncar donde el pescado y las infusiones tiene mucha presencia.

  5. Aclimata tu cuarto: Tal vez la aclimatación del dormitorio no tenga un resultado directo en dejar de roncar, sin embargo sí influye en la calidad del descanso. Tener un cuarto fresco y bien ventilado, con un colchón en buenas condiciones y donde la oscuridad sea permanente a la hora de dormir, facilitará tu lucha contra los ronquidos.

  6. Limpieza nasal: Aunque la mayoría de los ronquidos no provengan de la zona nasal; existen periodos, como catarros o procesos gripales, donde la nariz puede provocar dificultades respiratorias y ronquidos nasales.

  7. Ejercita la lengua: Existen ejercicios para fortalecer los músculos de la lengua y el paladar. Son ejercicios sencillos que se pueden realizar en casa y que irán fortaleciendo la zona donde se producen los ronquidos. Dejar de roncar mediante estos ejercicios es una tarea larga y constante, pero sus resultados pueden ser positivos.

  8. Duerme de lado: Los ronquidos se reproducen con mayor intensidad con determinadas posturas como dormir boca arriba o boca abajo. Por ello dormir de lado puede ayudar a dejar de roncar en determinados casos. Esta postura hace que la caída de la lengua sea menor. Sin embargo controlar la postura mientras dormimos es algo difícil.

  9. Prueba el remedio que más se ajuste a ti: A la hora de dejar de roncar, existen muchos métodos, productos y remedios que pueden ayudarnos. Sin embargo,  tenemos que ir probando cuál es el que más se ajusta a nosotros y nos resulta más cómodo. Existen almohadas, remedios naturales, mascarillas, membranas o incluso app y pulseras. El mejor para tu situación solo lo puedes considerar tú.

  10. No dudes en consultar al médico: Si tu problema con los ronquidos persiste, es aconsejable que te dirijas a tu médico para buscar un diagnóstico ya que hay casos en los que los ronquidos vienen dados por episodios severos de apnea. Ante tal problema siempre es aconsejable contar con el diagnóstico de un profesional.

Siguiendo estos consejos no se puede garantizar que dejarás de roncar, pero al menos si sabrás por dónde empezar para conseguirlo.

La importancia de la monitorización de los ronquidos

Para dejar de roncar muchas veces se insiste en la necesidad de realizar una monitorización de los ronquidos. Esto es llevar una especie de diario del sueño para saber la intensidad, duración y forma de los ronquidos que facilitará la tarea de diagnosis así como saber el origen de tus ronquidos. Esto resulta imprescindible para diferenciar, por ejemplo, entre ronquidos ordinarios y el síndrome de la apnea obstructiva del sueño.

Para esto, hasta hace relativamente poco tiempo había que tener muy presente la ayuda de nuestra pareja de cama o realizar una monitorización clínica. Todo esto hacía que la consecución de un diario del sueño, poniendo énfasis en los ronquidos, fuese una tarea difícil. Puesto que se limitaba a monitorizar las horas de sueño, hora en la que nos íbamos a la cama, hora en la que nos despertábamos…

Esta dificultad hacía que los diarios del sueño fueran de una utilidad restringida para medir el problema de los ronquidos, siendo utilizados para monitorizar otros problemas del descanso como el insomnio. Sin embargo, con la revolución tecnológica han surgido procedimientos que nos ayudan a medir nuestros ronquidos.

Desde aplicaciones para móviles hasta camas inteligentes, hoy tenemos sistemas para la monitorización que, si bien no son tan fiables como los análisis clínicos, pueden suponer un primer paso para reconocer el origen y la intensidad de los ronquidos y una muy buena muestra para la diagnosis médica.

Por ello hoy la capacidad de medir nuestros ronquidos es mayor que nunca y con esta sabremos si roncamos a menudo o solamente en determinados estados. Monitorización y consejos para tener un buen sueño, son los primeros pasos para dejar de roncar… luego podremos probar diferentes alternativas.

Productos para dejar de roncar

Una vez que ya hemos tenido en cuenta tanto los consejos para evitar roncar como el análisis de nuestros ronquidos, es hora de ir probando diferentes productos para dejar de roncar. En este blog, estamos dedicando varios artículos en ir analizando los diferentes productos.

Cada uno de ellos actúan en diferentes aspectos de los ronquidos, ya sean métodos posturales como la almohada, nasales como las tiras, respiratorios como las CPAP o tonificadores como las membranas bucales. Nosotros iremos analizando uno tras otro para presentar las ventajas e inconvenientes de cada uno.

Almohadas anti ronquidos para dejar de roncar

Tras haber repasado las tiras nasales y sus efectos a la hora de dejar de roncar, hoy vamos a hablar de otros productos para dejar de roncar que han gozado de una gran acogida por muchos de los roncadores. Hablamos de las almohadas anti ronquidos.

En muchos foros existe una tendencia alarmista en torno a los ronquidos y su gravedad, siempre se menciona la palabra apnea del sueño y sus preocupantes consecuencias. Sin embargo, esta enfermedad no es la causa más habitual de los ronquidos. De hecho la mayoría de los ronquidos suelen darse fruto de unos hábitos de vida poco saludables y de factores como la edad. Para eliminar o contrarrestar estos sonidos existen muchos productos para dejar de roncar, unos más efectivos que otros, que iremos desglosando.

Las almohadas anti ronquidos han sido  unos de los productos para dejar de roncar más populares hasta la invención y difusión de las membranas bucales. Estas almohadas anti ronquidos no son más que unas almohadas de mayor tamaño para mantener el cuello en una posición que minimice los ronquidos. Existen diferentes tipos de almohadas anti ronquidos para  las diferentes posiciones que tengamos al dormir. Sin embargo todos estos productos para dejar de roncar descansan sobre la misma base: Dejar de roncar mediante métodos posturales.

almohadas-anti-ronquidos

Fuente imagen

Diferentes almohadas anti ronquidos para diferentes posiciones

Las almohadas anti ronquidos son unos productos para dejar de roncar que disponen de muchas variables dependiendo de la postura que adoptamos mientras dormimos. A continuación vamos a dar algunos ejemplos de almohadas anti ronquidos:

  • Existen, por ejemplo, almohadas anti ronquidos que favorecen la postura lateral y fetal. Esta postura es una de las más útiles para dejar de roncar ya que favorece a la apertura de la boca de manera natural. De esta manera evitamos que la lengua caiga en la garganta y dificulte el tránsito del aire.

  • También existen productos para dejar de roncar en forma de almohadas anti ronquidos que potencian la postura de dormir boca arriba. Estas almohadas, más anchas que la media, mantienen el cuello en línea recta con la espina dorsal y libera a las vías respiratorias de impedimentos. Los usuarios consideran que estas almohadas son más incómodas que las almohadas de postura lateral, por lo que son considerablemente menos populares.

Snore-Activated-Nudging-Pillow

Fuente imagen

Aventurarse a crear una almohada anti ronquidos casera

 Esta almohadas anti ronquidos se consideran unos productos para dejar de un precio considerablemente alto de acuerdo con otros productos. Es por ello que muchas personas se la ingenian para realizar almohadas anti ronquidos caseras, algunos de ellos incluso dan consejos de cómo hacerlas. A continuación podrás encontrar algunos de los consejos y pasos a seguir para crear una almohada anti ronquidos de este tipo que circulan por la red:

  1. Unir dos almohadas estándar para conseguir una almohada del tamaño de un cuerpo.

  2. Reforzar las costuras para que la almohada no se doble y pueda dar un apoyo a tronco y piernas en la postura lateral.

  3. La almohada debe medir aproximadamente 10 centímetros de alto. Para llegar a esta altura puedes añadir espuma o cualquier material utilizado para la fabricación de almohadas.

  4. Para reforzar la firmeza de la almohada se puede crear una especie de cuña en gomaespuma.

  5. Se puede crear una almohada anti ronquidos en tamaño viaje. Para ello puedes utilizar una red para lavar la ropa y desplegar tus prendas de la manera más uniforme y plana posible para después darle forma de almohada cervical.

Estos consejos que circulan por Internet son sencillos pero no se sabe con certeza si los productos para dejar de roncar que se crean a partir de ellos son efectivos. Obviamente siempre es más aconsejable la compra de productos para dejar de roncar realizados por especialistas y siguiendo unos criterios clínicos pero, como en el mundo de los ronquidos los tratamientos caseros están a la orden del día, nosotros nos hacemos eco de ello.

Críticas y problemas sobre las almohadas anti ronquidos

Los resultados de productos para dejar de roncar como las almohadas anti ronquidos siempre dependen en gran medida de los patrones de sueño de sus usuarios.  Y es que no causarán los mismos efectos en una persona que duerma quieta durante toda la noche que aquella que no deja de moverse.

Las almohadas anti ronquidos son unos productos para dejar de roncar que se consideran posturales o ergonómicos. Estos suelen tener ciertas limitaciones en los resultados y beneficios de su uso en parte por la incapacidad de controlar la postura mientras dormimos. De hecho esta es la principal crítica que se le hacen a estos productos para dejar de roncar junto a que sus beneficios son temporales.

Las almohadas anti ronquidos no son unos productos para dejar de roncar que incidan en la educación de la respiración o del sueño, sino que es una medida impuesta para mejorar los vicios en las posturas que tomamos inconscientemente. Estas posturas son difíciles de cambiar en el plano general; del mismo modo, es impensable que una persona se mantenga en una misma posición durante todo el ciclo de su sueño. Por lo tanto conocer las diferentes posturas que adoptamos mientras dormimos es fundamental para elegir y aprovechar estos productos para dejar de roncar.

Dejar de roncar con las tiras nasales ¿Fantasía o realidad?

Dejar de roncar con las tiras nasales hace tiempo que se convirtió en un acalorado tema de debate entre los roncadores de medio mundo. Las tiras nasales son un producto para la respiración deportiva que derivó en producto de ayuda a la respiración obstruida para acabar como un método para dejar de roncar. En este post vamos a explicar que tiene de verdad y que no el uso de las tiras nasales.

Las tiras nasales como ayuda a la respiración deportiva

Las tiras nasales fueron en su día un invento revolucionario en torno a la respiración deportiva. Estos dilatadores nasales en forma de tiras adhesivas ayudaban a mejorar el flujo de aire en situaciones de dificultad  dilatando las fosas nasales.

Cuando hablamos de dificultad a la hora de la respiración nos referimos, por ejemplo, a la hora de hacer deporte, cuando nuestra respiración aumenta y se dificulta y acabamos por respirar por la boca. La respiración bucal aun siendo más potente en la entrada de aire, tiene el problema de no filtrar correctamente el aire. Por ello los deportistas intentan siempre controlar la respiración nasal, conscientes de las funciones de estas.

Como decíamos, revelado el beneficio de las tiras nasales, muchos deportistas  que sufrían de estrechas fosas nasales se aventuraron a su uso y este se extendió a otros deportistas. Desde entonces las tiras nasales pasaron a ser una constante en las prácticas deportivas, dando notables resultados.

Era cuestión de tiempo que la industria diera un paso más y lanzaran los beneficios que dichas tiras nasales tenían para la población general. La mayor aceptación de los dilatadores nasales por parte de los usuarios vino de la mano del descanso nocturno. Y es que en casos excepcionales como congestiones nasales, catarros o atranques, las tiras nasales dieron bastantes resultados gracias a que abrían los canales nasales. Sin embargo, la industria cayó en el error de la avaricia al embarcarse en el tema de los ronquidos y prometer un método para dejar de roncar. Error por falta de conocimiento de las causas más extendidas de los ronquidos y error por atacar a un público hastiado, desesperado y desesperanzado por las múltiples promesas para dejar de roncar en forma de productos inservibles.

Dilatador nasal 02

Fuente imagen

No obstante se estableció la creencia popular de que las tiras nasales servían para dejar de roncar, losa que aun persigue a estos útiles productos para la respiración.

Dejar de roncar con las tiras nasales: Causas de los ronquidos

Para explicar mejor el descontento de los roncadores en torno a las tiras nasales para dejar de roncar, hay que explicar las causas más comunes de los ronquidos. Causas que como veremos, poco tienen que ver con las fosas nasales.

Dejar de roncar es ante todo conocer las causas de los ronquidos y ponerle solución y estos se generan generalmente debido a la relajación y caída de los músculos y tejidos del paladar y la lengua. Los factores que actúan en este deterioro van desde la edad al sexo, pasando por los hábitos de vida como el ejercicio, la dieta o el consumo de alcohol o tabaco. Esta caída provoca que el flujo de aire no pueda circular libremente por el aparato respiratorio, provocando choques y vibraciones que se traducen en ronquidos.

Efectivamente, hay tipos de ronquidos que se generan en la nariz fruto de malformaciones como desviaciones o estrecheces en las fosas nasales, así como procesos eventuales de catarros, inflamaciones y atranques. En estos últimos casos, las tiras nasales si pueden ser una ayuda para dejar de roncar en estos últimos casos. No obstante hay que decir que estos ronquidos son eventuales y esporádicos, no siendo causa de problemas más allá de los días del proceso gripal.

Dejar de roncar con las tiras nasales ¿Es posible?

Cuando conocemos el verdadero efecto de las tiras nasales y las causas más comunes de los ronquidos, responder a la pregunta sobre si las tiras nasales son aconsejables para dejar roncar es algo más sencillo. Y la respuesta general es que no.

Obviando los casos de los ronquidos ocasionados en la nariz, los mejores métodos para dejar de roncar son aquellos que actúan en el paladar ya sea fortaleciéndolo, eliminando las barreras o insuflando una cantidad extra de oxígeno.

Puede que las tiras nasales puedan ayudar a la hora de facilitar la respiración diurna y nocturna, pero a la hora de ayudar a dejar de roncar existen, sin duda, otros dispositivos y tratamientos más útiles que estos dilatadores.

3 pilares para una vida sana y saludable

Una vida sana y saludable:El sueño como medida de la dieta y el ejercicio

mas_vida_que_nunca_si_quiero_seguir_durmiendo_descansar

Fuente imagen

Gran parte de las investigaciones médicas muestran que la vida sana y saludable  se edifican fundamentalmente en  tres pilares coordinados como son el sueño, la dieta y el ejercicio. Factores que viven en una simbiosis absoluta y perfecta provocando que sin uno de estos, los demás se vean influidos negativamente.

 Todos los especialistas y publicaciones coinciden en que el primero de los tres pilares para una vida sana  y saludable es el  ejercicio físico. Sin embargo hay que incidir en que este debe reposar en la necesidad de una dieta equilibrada y un descanso correcto para obtener un buen rendimiento. Esto da pie a al segundo de los  3 pilares de una vida sana  y saludable como es la alimentación. Una dieta equilibrada y variada es fundamental para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo pero además hay que poner énfasis en el ejercicio y el descanso  tanto para prevenir problemas como para ganar, mantener o perder peso.

 De la misma forma las investigaciones científicas hablan de la suma importancia del sueño como el último y más olvidado de los pilares de una vida sana y saludable,  y de cómo éste llega a ser pleno gracias a un buen ejercicio físico y una dieta adecuada. Pero ahondemos más en este último pilar con los resultados de dos estudios.

El sueño como signo vital

 Un estudio de una universidad americana sobre consejos para conseguir una vida sana y saludable llegaba a la conclusión que el ejercicio físico, en especial los ejercicios aeróbicos, es el  mejor antídoto contra el insomnio crónico. Estos investigadores relatan que el sueño es el barómetro de la salud física de una persona, la consecuencia de un estilo de vida u otro y un factor de importancia para tener una vida sana y saludable. Así el estudio llegaba a la conclusión que  el sueño podría ser el quinto signo vital a medir, tras la presión arterial, temperatura corporal pulso y frecuencia respiratoria con la afirmación final de que mejorando el sueño, a través de la dieta y el ejercicio, se podría llegar a mejorar la salud mediante una vida sana y saludable.

dormir bien

Durmiendo correctamente perdemos más grasa

 Paralelamente otro estudio de la Universidad de Chicago hablaba de la pérdida de peso mientras se duerme. Así el estudio planteaba la hipótesis de unos sujetos que, haciendo dieta para adelgazar, podrían perder el mismo peso con un descanso de 5 horas que con uno de 8. El resultado fue revelador y es que, mientras el peso era el mismo, la cantidad de grasa variaba notablemente; demostrando que un sueño completo entorno a las 8 horas quemaba el doble de grasas. Estas diferencias se deben a que la falta de sueño hace que se estimule el hambre a la vez que se reduce el gasto energético provocando así la retención de grasas. Volvemos a ver como el sueño afecta directamente ya no solo en la ingesta de alimentos sino también en la quema de los mismos y los patrones de una vida sana y saludable.

Consejos para el descanso

 Ya vemos que son muchos estudios los que  indican la importancia vital que tiene el descanso en general y el sueño en especial con respecto a nuestra salud y a una vida sana y saludable. Prestarle atención no debería ser un complemento sino una premisa en nuestra vida cotidiana. A parte de la dieta equilibrada y el fomento del ejercicio físico, hay otros factores que hay que tener en cuenta a la hora de conseguir el mejor sueño posible como es el reciclaje del colchón así como los problemas subyacentes de los ronquidos.

 En torno al uso del colchón se puede dar una serie de consejos que bien pueden ser tomadas como tareas del hogar pero que repercuten directa o indirectamente en esto que llamamos vida sana y saludable,  por lo que no estaría de más prestarle un mínimo de atención. Y es que, aunque resulte contrario a nuestras creencias y bolsillos, el colchón tiene una vida máxima de 10 años, y durante este tiempo su cuidado es importante tanto en su limpieza, evitando la limpieza en seco y prestando especial atención a los ácaros, como en el cambio de posición en cada estación.

 Por otro lado y hablando de los ronquidos estos pueden estar ocasionados por diferentes causas, desde una indigestión hasta la temida apnea del sueño. Sus tratamientos van desde los míticos remedios caseros y las tiras nasales hasta las membranas bucales y  la operación quirúrgica. La elección de uno u otro dependerá de la gravedad del problema y de la desesperación de la pareja.

 Hemos visto como tres son los pilares para una vida sana y saludable: ejercicio, alimentación y  el gran olvidado sueño. No diremos que uno prevalece sobre otro o viceversa e invitamos a controlar estos tres factores para conseguir una vida sana y plena. En los siguientes artículos de este blog nos dedicaremos especialmente al factor del sueño en general y a dejar de roncar en particular, de ahí el título de este blog. Pero antes de empezar nos gustaría haceros una pregunta

 

¿Vosotros qué añadiríais para tener una vida sana y saludable?